Antes de Reñir a Tu Perro Piénsalo 2 Veces. Comprueba lo que Pasa por su Mente

Ojos tristes , orejas planas , rabo entre las patas , espalda encorvada y cabeza inclinada.  Es fácil reconocer la cara culpable de un cachorro cuando es regañado y se está disculpando con nosotros.

Si bien es fácil para nosotros caer en el engaño y creer que nuestro perro está realmente mostrando su verdadero pesar , la verdad es que no es así. Según un grupo de psicólogos del comportamiento animal , es más un acto de sumisión que no de culpabilidad.

Un estudio realizado por el biólogo Nathan H. Lens y publicado en la revista Psycology Today descubrió el llamado “arco de la disculpa”.  Es algo muy similar a lo que nuestros perros domésticos hacen y es lo que aprenden  los cachorros lobo en las primeras etapas de su integración con el rebaño.

Un grupo rechaza temporalmente a un cachorro cuando le molesta o muerde demasiado a un compañero de juego. Tratando de recuperar su confianza , el lobo aprende a rodearse de un “arco de disculpa”

“Los perros han heredado este comportamiento y lo utilizarán después de hacer cualquier tipo de travesura por el que lo castigamos“, afirmó Lens. Y continúa: “Como animales sociales , anhelan una integración armoniosa en el grupo y, el abandono o el aislamiento , es muy doloroso para ellos”.

 

Nuestros perros actúan de esta manera como una respuesta a nuestro tono , lenguaje corporal y energía; Pero no importa si han desobedecido o no , entienden que están siendo reprendidos , pero no que se merecen el castigo por haber desobedecido.

 

Otra explicación de este fenómeno es dada por el reconocido científico en comportamiento animal , la Dra. Alexandra Horowitz.  Los seres humanos tienden a ver reflejada nuestras propias emociones en el lenguaje corporal de los animales;  Pero lo que realmente siente un perro cuando pone el rostro de culpa no es arrepentimiento , sino un sentimiento mucho menos complejo: el miedo.

 

La próxima vez que regañe a su perro , sea consciente de que está infundiendo miedo en su pequeño amigo peludo. Tal vez es mejor evitar ser exasperado o actuar impulsivamente. Compartir esta información con los que tienen cachorros.

Related

JOIN THE DISCUSSION